Multas por llevar el carnet de conducir caducado: guía

Pueden darse distintas circunstancias por las cuales acabemos conduciendo sin tener el carnet en regla. Una de ellas sería la de que, simplemente, se nos ha pasado renovarlo. Otra sería que, a pesar de ello, una urgencia nos obliga a conducir.

En cualquier caso, debemos saber que estamos cometiendo una peligrosa infracción. Y que, consecuentemente, nos exponemos a recibir la correspondiente multa por carnet de conducir caducado. A continuación, abordamos este supuesto.

Puedo circular con el carnet de conducir caducado

La Ley española es tajante a este respecto y la respuesta es no.

Todo conductor tiene que saber que el permiso dispone, por lo normal, de una vigencia de 10 años de uso. Una vez pasado ese tiempo, es requisito indispensable renovar el carnet de conducir. Con tal de coger el coche un día después de la fecha de caducidad estipulada, ya se estaría infringiendo la Ley de Tráfico.

Asimismo, en caso de que el conductor sobrepase los 65 años de edad, la renovación deberá tener lugar cada 5 años.

Para ello, es necesario acudir a la Jefatura Provincial de Tráfico o a un centro médico autorizado. Allí se tramitará la solicitud de renovación. El conductor deberá cumplir necesariamente con los siguientes requisitos: 1) probar su identidad, 2) demostrar que reside en territorio español, 3) abonar una serie de tasas y, sobre todo, 4) pasar una prueba o test de carácter psicofísico. No importa si se renueva el carnet de conducir en bilbao o en cualquier otro lugar del estado; las medidas no varían.

¿Qué multas puedo recibir en el caso de cometer una infracción?

Formalmente, solo se puede recibir una. Si el carnet simplemente está caducado, la sanción será de 200 euros y no conllevará, en principio, la pérdida de los puntos hábiles. Es decir, que tras renovar el carnet de conducir, los puntos se mantendrán intactos.

Sin embargo, hay distintas sanciones que, siendo similares, pueden generar confusión. También es posible cometer una infracción en caso de haberse olvidado el carnet, de no llevar el permiso de circulación, de no haber pasado la ITV, de conducir sin seguro, etcétera. En este último caso, el coste de la multa oscilaría entre los 600 y los 3000 euros.

Por último, recordar que, si el conducir quiere evitar la multa por carnet de conducir caducado, siempre puede obtener un nuevo carnet de conducir en bilbao.